"No hay limitaciones para la mente excepto las que aceptamos. Tanto la pobreza y la Riqueza son vástagos del pensamiento."

Tratamiento Metafísico para la Prosperidad – Día 28

Introducción: Decretos y Afirmaciones Positivas

Transcríbelo en un cuaderno propio a primera hora del día.

Yo (mi nombre y apellido) abro mi mente a la Prosperidad. Mi prosperidad depende únicamente del Universo en mí.

Yo (mi nombre y apellido) no dependo de ninguna persona, ni de ningún evento fuera de mí para mi Prosperidad.

Todas las personas están en mi vida para hacerme prosperar y Yo (mi nombre y apellido) las bendigo.

Pero yo (mi nombre y apellido) reconozco que ninguna de ellas es mi fuente de Prosperidad. Mi única Fuente de Prosperidad es el Universo en mí.

La Abundancia del Universo en mí se mueve, fluye a través de mí Aquí y Ahora haciéndome prosperar interna y externamente.

Yo (mi nombre y apellido) soy el Hijo rico y afortunado de un Rico Universo y me permito a mí mismo prosperar entregando, al Universo en mí, mi miedo a ser una persona exitosa y con mucho dinero.

Yo (mi nombre y apellido) quiero sanar mi mente de todo pensamiento de limitación o escasez.

Mi provisión interna constantemente toma forma para llenar mis necesidades y crear mi circunstancia de vida para mi bienestar común.

El Universo en mí continuamente se expresa, dentro y fuera de mí, su naturaleza Abundante.

Mi única responsabilidad es mantener la conexión con mi Ser Superior Divino permitiéndole manifestarse en todos mis asuntos.

Yo (mi nombre y apellido) soy definitivo y preciso con el Universo sobre mi Prosperidad para que el Universo sea definitivo y preciso en manifestarla para mí.

Mi ingreso económico excede por mucho mi egreso.

Yo (mi nombre y apellido) tengo un ingreso económico constante que me permite vivir felizmente haciendo todo lo que quiero hacer y teniendo todo lo que necesito.

Yo (mi nombre y apellido) estoy prosperando económicamente, Aquí y Ahora.

Lectura del Día

El 1er Paso hacia la Riqueza: el Deseo

Seis Manera de Convertir el Deseo en Oro

El método por el que el deseo de riqueza se puede transmutar en su equivalente monetario consiste en seis pasos prácticos y definidos, que son los siguientes:

PRIMERO: determina la cantidad exacta de dinero que deseas. No basta con decir: «Quiero mucho dinero». Sé específico en cuanto a la cantidad.

SEGUNDO: determina con exactitud lo que te propones dar a cambio del dinero que deseas. (No se recibe algo por nada.)

TERCERO: establece un plazo determinado en el que te propones poseer el dinero que deseas.

CUARTO: crea un plan preciso para llevar a cabo tu deseo, y empieza de inmediato, sin que importe si te hayas preparado o no, a poner el plan en acción.

QUINTO: escribe una declaración clara y concisa de la cantidad de dinero que te propones adquirir, apunta el tiempo límite para esta adquisición, aclara lo que te propones dar a cambio del dinero, y describe con exactitud el plan mediante el que te propones acumularlo.

SEXTO: lee tu declaración en voz alta, dos veces al día, una vez antes de acostarte, y otra, al levantarte. Mientras lees, ve, siente y piénsate ya en ‘posesión del dinero’.

Es importante que sigas las instrucciones descritas en estos seis pasos. En especial observa y sigue las instrucciones del sexto paso.

Tal vez te quejes de que te resulta imposible «verte en posesión del dinero» antes de tenerlo realmente. Aquí es donde el deseo ardiente acudirá en tu ayuda.

Si realmente deseas el dinero con tanta vehemencia que tu deseo se ha convertido en una obsesión, no tendrás dificultad en convencerte de que lo adquirirás.

El caso es desear el dinero, y llegar a estar tan determinado a poseerlo que te convenzas de que lo tendrás.

"No hay limitaciones para la mente excepto las que aceptamos. Tanto la pobreza y la Riqueza son vástagos del pensamiento."
«No hay limitaciones para la mente excepto las que aceptamos. Tanto la pobreza y la Riqueza son vástagos del pensamiento.»

Ejercicio

Tus 6 Maneras de Convertir el Deseo en Oro

Toma tu cuaderno y realiza los seis pasos descritos en la lectura del día.

Si te encuentras trabajando junto a un grupo, ¡comparte tu declaración con todos tus compañeros!

Cierre: “Creando Abundancia”, Reto de Meditación de 21 Días por Deepak Chopra – Día 7

Dedica poco menos de 30’ de tu día a esta Meditación para la Abundancia. Puedes repetirla a la noche, antes de irte a dormir, y a la mañana, luego de despertarte.

Bibliografía

Compártelo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.