"¡Tengo el Poder para Atraer Dinero!"

Tratamiento Metafísico para la Prosperidad – Día 3

Introducción: Decretos y Afirmaciones Positivas

Transcríbelo en un cuaderno propio a primera hora del día.

Yo (mi nombre y apellido) abro mi mente a la Prosperidad. Mi prosperidad depende únicamente del Universo en mí.
Yo (mi nombre y apellido) no dependo de ninguna persona, ni de ningún evento fuera de mí para mi Prosperidad.
Todas las personas están en mi vida para hacerme prosperar y Yo (mi nombre y apellido) las bendigo.
Pero yo (mi nombre y apellido) reconozco que ninguna de ellas es mi fuente de Prosperidad. Mi única Fuente de Prosperidad es el Universo en mí.
La abundancia del Universo en mí se mueve, fluye a través de mí Aquí y Ahora haciéndome prosperar interna y externamente.
Yo (mi nombre y apellido) soy el Hijo rico y afortunado de un Rico Universo y me permito a mí mismo prosperar entregando, al Universo en mí, mi miedo a ser una persona exitosa y con mucho dinero.
Yo (mi nombre y apellido) quiero sanar mi mente de todo pensamiento de limitación o escasez.
Yo (mi nombre y apellido) sano mi mente y en la mente de otros el pensamiento de que mis bienes pueden ser retenidos por alguna persona, circunstancia o evento.
Nada ni nadie puede quitarme o retener aquello que el Universo tiene para mí.
Yo (mi nombre y apellido) soy definitivo y preciso con el Universo sobre mi Prosperidad para que el Universo sea definitivo y preciso en manifestarla para mí.
Mi vida es próspera en todas sus áreas. Un vasto mejoramiento de todos mis asuntos me llega, Aquí y Ahora.

Lectura del Día

El Primer Principio en la Ciencia de hacerse Rico o Próspero

El PENSAMIENTO es el único poder que puede producir la riqueza tangible de la SUSTANCIA SIN FORMAR.

La materia de la que están hechas todas las cosas es una SUSTANCIA que piensa, y el pensamiento de la forma de esta SUSTANCIA es lo que produce la forma.

La SUSTANCIA ORIGINAL se mueve acorde a tus pensamientos; cada forma y proceso que ves en la naturaleza es la expresión visible de un pensamiento de la SUSTANCIA ORIGINAL.

Como la MATERIA SIN FORMAR piensa en una forma, esto toma aquella forma; como esto piensa en el movimiento, esto crea ese movimiento.

Esa es la forma en que todas las cosas fueron creadas. Vivimos en un mundo de pensamientos, que forma parte de un Universo de pensamientos.

El pensamiento de un universo que se mueve extendiéndose a todas las partes de la SUSTANCIA SIN FORMAR, y la MATERIA PENSADORA que se mueve según este pensamiento, tomaron la forma de los sistemas de los planetas, y mantienen aquella forma.

La SUSTANCIA PENSANTE toma la forma de su pensamiento, y se mueve según ese pensamiento.

Sosteniendo la idea de un sistema de sol y mundos que giran, esto toma la forma de esos cuerpos, y los mueve como los piensa.

Pensando en la forma del lento crecimiento de un roble, esto se mueve en consecuencia, y produce el árbol, aunque puedan requerirse siglos para conseguirlo.

En la creación, lo que está SIN FORMAR parece moverse según las líneas de movimiento que han sido establecidas.

El pensamiento de un roble no permite la formación inmediata de un árbol adulto completo, pero comienza con el movimiento de las fuerzas que producirán el árbol, a lo largo de las líneas establecidas de crecimiento.

Cada pensamiento de forma, sostenido en la SUSTANCIA PENSADORA, causa la creación de la forma, pero siempre, o al menos casi siempre, a lo largo de las líneas de crecimiento y acción ya establecidas.

Si el pensamiento para una casa de cierto tipo de construcción, fuera “impregnado” sobre la SUSTANCIA SIN FORMAR, no podría causar la formación inmediata de la casa.

Pero esto causaría un giro de las energías creativas que ya están trabajando en el comercio y el oficio en tales canales, que resultarían en la construcción rápida de la casa.

Y si no hubiera habido ningún canal existente por el que la energía creativa hubiera podido trabajar.

Entonces la casa sería formada directamente de la SUSTANCIA PRINCIPAL, sin esperar los procesos lentos del mundo orgánico e inorgánico.

Ninguna forma pensada puede ser “impresionada” sobre la SUSTANCIA ORIGINAL sin causar la creación de la forma.

El hombre es un centro de pensamiento, y puede originar el pensamiento. Todas las formas que el hombre pueda crear con sus manos, primero deben existir en su pensamiento.

Él no puede darle forma a una cosa antes de haber pensado en esa cosa. Hasta ahora, el hombre ha restringido casi totalmente sus esfuerzos al trabajo de sus manos

Él ha aplicado el trabajo manual al mundo de las formas, buscando cambiar o modificar las que ya existen.

Él nunca ha pensado en intentar la creación de formas nuevas “impregnando” con sus pensamientos la SUSTANCIA SIN FORMAR.

Cuando el hombre tiene un PENSAMIENTO–FORMA, él toma el material de las formas de la naturaleza, y hace una imagen de la forma que está en su mente.

Él, hasta ahora, ha hecho un pequeño o ningún esfuerzo para cooperar con la INTELIGENCIA SIN FORMAR; para trabajar «con el Padre».

Él ni ha soñado que pueda «hacer lo que él ve que el Padre hace». El hombre reforma y modifica formas existentes mediante el trabajo manual.

Él no ha prestado atención a la pregunta de si no puede producir cosas a partir de la SUSTANCIA SIN FORMAR comunicándolas a sus pensamientos.

Nos proponemos demostrar que él puede hacerlo; demostrar que cualquier hombre o mujer puede hacerlo, y mostrar cómo.

Como primer paso, debemos dejar tres proposiciones fundamentales.

Primero, afirmamos que hay una MATERIA ORIGINAL SIN FORMAR, o la SUSTANCIA, de la cual todas las cosas están hechas.

Todos los, aparentemente, muchos elementos, son las presentaciones diferentes de un mismo elemento; las muchas formas encontradas en la naturaleza orgánica e inorgánica son formas bastante diferentes, hechas de la misma materia.

Y esta materia es materia pensante; un pensamiento contenido en ella produce la forma del pensamiento.

El pensamiento en la sustancia pensadora, produce formas. El hombre es el centro del pensamiento, capaz del pensamiento original

Si el hombre puede comunicar su pensamiento al pensamiento original de la sustancia, él puede causar la creación, o la formación, de las cosas en las que él piensa.

Resumiendo:
  • Hay una Materia Pensante de la cual todas las cosas son hechas y que, en su estado original, impregna, penetra, y llena los interespacios del Universo.
  • En esta sustancia, un pensamiento produce la cosa que es imaginada por ese pensamiento.
  • El hombre puede formar cosas en su pensamiento, y si impregna con su pensamiento a la sustancia sin formar, puede causar la cosa que él piensa debe ser creada.
"¡Tengo el Poder para Atraer Dinero!"
«¡Tengo el Poder para Atraer Dinero!»

Ejercicio

Lista de Personas Prósperas

Haz una lista con los nombres de las personas que han sido Prósperas en tu sistema familiar.

La lista no tiene límite, ni mínimo, ni máximo de personas. No importa que, por determinada circunstancia, ya no sean prósperas.

Indaga en tu sistema familiar personas exitosas, o emprendedoras, o simplemente felices con el estilo de vida que eligieron vivir.

Seguimos llenándonos de Prosperidad, y de maravillosas personas y situaciones prósperas.

Cuando hablamos de Sistema Familiar, estamos hablando de familia de sangre, familia putativa, espos@s de ti@s , pareja, padrinos, madrinas, etc.

No sólo la de sangre, pero sólo familia.

¿Te ha pasado que estás buscando algo y de repente te das cuenta que lo tienes en la mano?

Bueno, así generalmente pasa con la Felicidad y la Prosperidad. Averigua quienes han logrado tener ese “algo” en la mano.

En esta actividad no existe forma correcta o ideal de hacerla. Las interpretaciones que le des a las palabras Prosperidad, Éxito y Felicidad, como a lo que entiendas por Grupo Familiar, son NETAMENTE PERSONALES Y ABSOLUTAMENTE VÁLIDAS.

Porque es como tú lo sientes, entiendes y lo ves. Y todos somos observadores diferentes. Existe un mundo por cada ser humano en el planeta tierra. Todas las interpretaciones son válidas.

Puedes tomar la Prosperidad tanto material como espiritual. Ambas son aristas válidas de trabajar.

Cierre: Tratamiento de Sanación Interior para la Prosperidad

Lee en voz alta, entre 1 a 3 veces por día.

¡Yo (mi nombre y apellido) estoy abiert@ y soy receptiv@ a ideas nuevas maravillosas!
¡Permito que la Prosperidad entre en mi vida en un nivel en el cual nunca entró!
¡Merezco lo mejor y estoy dispuest@ a aceptarlo!
¡Mis ingresos aumentan constantemente!
¡Dejo la pobreza de pensamientos para entrar en la Prosperidad de Pensamientos!
¡Me amo a mi mism@, y me regocijo en quien soy, porque sé que la vida está aquí para mí y me proporciona todo lo que necesito!
¡Me muevo de éxito en éxito, de alegría en alegría y de abundancia en abundancia!
¡Tengo el poder de quien me creó, y expreso para mi mism@ la grandeza que soy!
¡Soy una expresión de la vida, divina y magnifica y estoy abiert@ y receptiv@ a todo lo bueno!
¡Así Es! ¡Gracias, gracias, gracias Amado Universo!

Bibliografía

Compártelo!

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.