Cómo nuestros Pensamientos afectan la Realidad: el Experimento Masaru Emoto

Los sorprendentes experimentos del científico japonés Masaru Emoto con las moléculas de agua han abierto una increíble puerta a la posibilidad de que nuestra mente sea capaz de crear la Realidad.

«Armado» de un potente microscopio electrónico con una diminuta cámara, Emoto fotografió las moléculas procedentes de aguas contaminadas y de manantial. Las metió en una cámara frigorífica para que se helaran y así, consiguió fotografiarlas.Lo que encontró fue que las aguas puras creaban cristales de una belleza inconmensurable, mientras que las sucias, sólo provocaban caos. Más tarde, procedió a colocar palabras como «Amor» o «Te odio», encontrando un efecto similar: el amor provocaba formas moleculares bellas mientras que el odio, generaba caos.

Por último, probó a colocar música relajante, música folk y música thrash metal, con el resultado del caos que se pudieron ver en las fotografías.

cómo-nuestros-pensamientos-afectan-a-la-realidadLa explicación biológica a este fenómeno es que los átomos que componen las moléculas (en este caso, los dos pequeños de Hidrógeno y uno grande de Oxígeno) se pueden ordenar de diferentes maneras: armoniosa o caóticamente.

Si tenemos en cuenta que el 80% de nuestro cuerpo es agua, entenderemos cómo nuestras emociones, nuestras palabras y hasta la música que escuchamos, influyen en que nuestra realidad sea más o menos armoniosa. Nuestra estructura interna está reaccionando a todos los estímulos exteriores, reorganizando los átomos de las moléculas.

¿Qué has aprendido con este artículo? Por favor, déjanos tu comentario 🙂

Compártelo!

10s comentarios

  1. Se confirma que somos parte de en todo y que el todo es parte nuestra,por otro lado nuestra realidad es solo un reflejo de nuestra verdadera esenscia espiritual.

  2. Nuestro cuerpo es una maravilla de una creacion divina y tan diverso de tantas cosas que hace y como ahora podria decirse que la Musicologia (estudio de la musica en como nos afecta si no me equivoco) forma parte realmente de nosotros y como tomamos nuestros estados de animo con ella. Un articulo muy interesante para pensar.Gracias saludos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.